Piden a la comunidad estar preparados para los terremotos

* La Comunidad de Westlake – Pico Unión, serían las más afectadas.

Los Ángeles, Cal.- “No sabemos cuándo, pero sí que va a pasar”, es lo que aseguran expertos en el tema de los terremotos, quienes instaron a la comunidad a estar preparados y listos para una contingencia de gran magnitud que afectaría a miles de residentes Californianos.

“Lo difícil con los terremotos es que podemos tener el plan mejor, pero uno no sabe si las escuelas u hospitales se caen, por eso es indispensable contar debajo de tu cama con un kit de sobrevivencia: una bolsa con zapatos, calcetines, medicamentos, lentes, prescripciones, todos tus documentos básicos”, dijo Norma Vega, directora de asuntos gubernamentales y comunitarios de la Cruz Roja Americana de Los Ángeles, durante una conferencia de prensa organizada por New America Media (NAM), el pasado 17 de noviembre.

El doctor Thomas Heaton, director del Laboratorio de Investigación de Ingeniería de Terremotos del Instituto de Tecnología de California explica el impacto de un terremoto en Los Ángeles.

El doctor Thomas Heaton, director del Laboratorio de Investigación de Ingeniería de Terremotos del Instituto de Tecnología de California explica el impacto de un terremoto en Los Ángeles.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Vega indicó que la comunidad latina no esta preparada, pero no solo esa comunidad. “Todos no estamos preparados, es difícil porque no pasa frecuentemente; tal vez las personas que viven en áreas de huracanes están más preparados”, comentó tras señalar que las personas no pensamos en los desastres naturales.

“Es común que las personas digan ‘pues cuando nos toca nos toca’, yo les digo así pensamos. Esta bien, pero tenemos que pensar en los niños y la familia, que tal si no te toca y no tienen donde vivir.

Es algo muy feo que yo personalmente viví en Carolina del Norte con una comunidad de indocumentados que perdieron todo. Estaban en una situación difícil por el racismo que existe ahí, la falta de recursos y más que nada el sentimiento antiinmigrante contra los latinos, que por suerte no tenemos en California.

Urgimos a la gente a estar preparada y no cuesta caro, si compras baterías, las lámparas, kit de primeros auxilios, los podemos ir haciendo o consiguiendo en las ferias comunitarias, explicó.

Vega dijo que la Cruz Roja trabaja con 15 comunidades en los próximos 3 años, 5 de ellas en este año, las cuales tienen a los grupos más grandes de personas indocumentadas y personas que no tienen recursos.

“Trabajamos en la comunidad de Westlake- Pico-Unión- que en todo Los Ángeles es la más vulnerable de todas las comunidades por la pobreza, la gente que no tiene carro y personas ni si quiera hablan español.

Tenemos comunidades que hablan Maya, Zapoteco, Mixtecos, o igual con comunidades de africanos, etc. Sabemos que todo eso va tener un riesgo y efecto, y cuando le ponen en cima las pandillas y cosas que pasan en la comunidad, va ser una situación muy difícil y se creará caos.

Hay tanta gente ahí que no va haber espacios suficientes para albergues, entonces, ahorita estamos trabajando juntos para ver qué albergues tenemos, cuántos más se necesitan, cómo las escuelas van a poder ayudar y cómo los restaurantes y el Home Depot van estar activos para la gente.

Todos tenemos que unirnos. No hay un plan mágico, y si las comunidades indocumentadas o no piensan que el gobierno los va ayudar, no es lo correcto. Tenemos que estar a expensas de nosotros mismos, especialmente las comunidades indocumentadas”, dijo la funcionaria quien explicó que la ayuda de organismos como FEMA tienen sus propios reglamentos para ayudar a las personas en casos de desastres naturales”.

“Para las comunidades no hay ayudar federal suficiente. Fema tienen sus reglamentos. Para la gente indocumentada no hay ayuda, pero si algo para la gente que tiene hijos nacidos aquí, pero es muy limitada”, indicó.

La directora de asuntos gubernamentales y comunitarios de la Cruz Roja Americana, dijo que los inmigrantes que están en Los Ángeles tienen suerte de tener autoridades como el Sheriff quien acaba de anunciar que él no va a trabajar con el gobierno federal para deportar a las personas indocumentadas, porque trabajan con la Orden Especial 40.

“Todo esto nos va ayudar porque vamos a tener un lugar donde no vamos a tener ese miedo”, dijo. “No es lo mismo en otros estados”, agregó al indicar que es importante que la gente tenga dinero ahorrado y no todo en el banco porque hay situaciones como en los terremotos en las que no podrán sacarlo ni siquiera de las cajas o ATM.

La gente tiene que tener comida, en caso de un desastre, pero lo más importante es que sepan que la Cruz Roja no es gobierno y nosotros trabajamos con las personas sin importar si tienen o no papeles.

En el área de Westlake, muchos de esos edificios no van a sobrevivir, a donde van a ir, tienen que tener un plan”, indicó Vega.

Lo mismo opina el doctor Thomas Heaton, director del Laboratorio de Investigación de Ingeniería de Terremotos del Instituto de Tecnología de California, quien explicó el impacto que tendría un terremoto como el sucedido en el Valle de San Fernando en Northridge en 1994 de 6.7 de magnitud en la escala de Richter.

Ese temblor causó 72 muertos, 12 mil heridos y perdidas y daños materiales por casi 50 mil millones de dólares.

“La falla de San Andrés en el Sur no se ha roto desde 1650, pero en el futuro habrá grandes sorpresas para todos los Estados Unidos” indicó Heaton quien dijo “si vives en California vives en áreas de sismos”.

El experto comentó que habrá grandes problemas para las viviendas construidas antes de 1975 y severas consecuencias económicas si sucede un sismo de similares magnitudes a los registrados.

Si un temblor ocurriera hoy, solo uno de cada 10 de los afectados que tienen seguro residencial también estarían cubiertos por un seguro de terremoto.

Aquellos sin seguro de terremoto tendrían que cubrir por su cuenta los gastos de reparación, reconstrucción y reemplazo en caso de un daño sísmico en sus viviendas.

Para eso fue creado California Earthquake Authority (CEA) para resolver una crisis y que los propietarios de casas tuvieran un seguro contra sismos. Esta organización se compromete a conseguir que más californianos estén protegidos financieramente contra daños sísmicos ofreciendo tarifas más bajas y mayores descuentos.

En la conferencia de prensa participaron Rob Freeman, asistente en funciones. GM, del Departamento de Manejo de Emergencias de la Ciudad de Los Ángeles y Chris Nance, Director de Comunicaciones de la California Earthquake Authority.

Para más información visitar la página web: EarthquakeAuthority.com

 Expertos señalan la necesidad de que la gente tenga un plan sísmico.

Expertos señalan la necesidad de que la gente tenga un plan sísmico.

 
(Admin) | 29 queries. 0,049 seconds.